Saltar al contenido
Dispensador de Agua

Dispensadores de agua para gatos

Aunque los gatos son animales bastante independientes, a la hora de comer y beber precisan de unos cuidados básicos. Entre otras cosas, agua y comida. Así que, cuando no estás en casa, porque trabajas muchas horas fuera, ¿cómo puedes estar seguro que no les va a faltar el agua?

Existe una solución muy sencilla y práctica: los dispensadores de agua para gatos. Son fantásticos y garantizan que en todo momento el animal va a disponer de agua. Deberías plantearte el comprar uno.

¿Qué tipos de dispensadores de agua para gatos hay?

La elección será sencilla, ya que existen únicamente dos modelos. El primero es un dispensador de agua con tubo de plástico, que en realidad es el mismo sistema que se utiliza para la comida. Es muy sencillo, económico y práctico para que el animal tenga agua en todo momento. ¿Lo malo? Que son un poco incordio a la hora de limpiar y que no tienen mucha sujeción al suelo, por lo que al animal le costara bien poco tirarlo al suelo si es un animal brusco.

El segundo modelo es un dispensador de agua tipo fuente. Perfecto para gatos. Hay dos modelos. Un modelo tipo fuente, que suelta chorros hacía arriba y luego un modelo más normal, que únicamente rellena la parte del cuenco. En ambos casos, el depósito del agua está debajo, y como es algo más pesado, el animal no podrá tirarlo con tanta facilidad.

¿Qué debes mirar a la hora de comprar un dispensador de agua para gatos?

Ya te hemos hablado de los dos modelos. Ahora te vamos a indicar algunas de las características que debes analizar para saber que tipo de modelo debes buscar para tu animal.

Adherencia al suelo

Los gatos son animales que pueden llegar a ser muy “puñeteros”, y no es raro que muevan su cuenco de agua y comida. Con este aparato harán lo mismo, por lo que vas a necesitar que tenga una buena adherencia al suelo.

Capacidad del depósito

Los gatos no beben tanta cantidad de agua como pueden hacer los perros. Sin embargo, si que necesitan tener siempre a punto el agua, bien fresca. Estos aparatos, por norma general, cuentan con un depósito de 1,5 a 2,5 litros, más que suficiente para cualquier animal que vaya a pasarse unas horas solo.

¿Algunas funciones especiales?

Los dispensadores de agua para gatos tipo fuente pueden tener algunas aplicaciones muy útiles para ti. Por ejemplo, contar con un sistema de detección de movimiento a través de una pequeña luz infrarroja. Así, se activará únicamente cuando el animal ande cerca del aparato.

Otra función interesante es que cuentan con una pequeña luz que te indicará que el depósito está a menos de la mitad de su capacidad, lo que será la señal para llenar el depósito de agua. Claro que otros modelos cuentan con un sistema automático, que funcionan las 24 horas del día, pero la batería se agota enseguida.

¿Quieres comprar ahora mismo el dispensador de agua para tu gato?

¿A qué es muy fácil dar con el dispensador de agua perfecto para tu gato? Qué sepas que tenemos de todos los tipos en nuestro catálogo. Tu animal va a estar más que satisfecho con el aparato, y seguro que si le compras uno tipo fuente se va a pasar horas mirando cómo sale el agua. ¡No te lo pienses y hazte con el tuyo ya!